La revocación de mandato y la consulta popular es un avance importante en la vida democrática del país

La aprobación de las reformas constitucionales que regulan los mecanismos de revocación de mandato para el Presidente de la República y la consulta popular para tema de interés regional, es un avance importante para la vida democracia de México, permitirá generar una mayor participación ciudadana en las grandes decisiones de nuestro país, señaló la diputada Marite Hernández Correa.

Consideró que existen condiciones para enriquecer todo lo que se refiere a la regulación de la revocación de mandato para que en un futuro inmediato se pueda considerar su aplicación, tanto para los presidentes municipales, diputados y gobernadores.

La vocal de la Comisión de Justicia de la LXII Legislatura, diputada Marite Hernández Correa,  destacó que una vez que fueron aprobadas las reformas constitucionales para la revocación de mandato y participación ciudadana, se requerirá de la votación de al menos 17 Congresos Locales para su entrada en vigor.

Destacó que en el caso de la revocación de mandato del Presidente de la República, se aprobó “que para que avance este procedimiento, primero debe contarse con una petición de ciudadanos, respaldada por al menos el 3 por ciento de la lista nominal de electores, en 17 estados del país”.

Además, “la revocación de mandato, según lo aprobado, se podrá solicitar solo una vez durante un sexenio, y durante los tres meses posteriores a la conclusión del tercer año del periodo constitucional o mandato”.

La legisladora, Marite Hernández Correa, también señaló que la consulta popular es una figura muy pertinente en este país (México), pues  consideró que la ciudadanía se encuentra preparada para participar de manera más activa en la vida política y la toma de decisiones. Además, posibilita la participación a los ciudadanos y a decidir sobre el cumplimiento en la forma en que los gobiernos están haciendo y aplicando la política en favor de la población.